La UE invierte casi 2 500 millones de euros en cinco regiones españolas , entre ellas Castilla-La Mancha, para lograr una economía más ecológica, más inteligente y más competitiva

La Comisión Europea ha adoptado cinco programas operativos para el período 2014-2020 destinados a regiones españolas, por un importe total de 4 000 millones de euros, 2 500 millones de los cuales proceden del Fondo Europeo de Desarrollo Regional.

Todas las regiones españolas utilizarán las inversiones para mejorar su capacidad de investigación e innovación, lo que incluye ampliar las actividades de investigación de las pequeñas y medianas empresas (pymes) del país. Esta financiación ayudará a las empresas a aumentar su competitividad y a expandirse en mercados de todo el mundo.
Los programas también prevén medidas específicas que permitan a las regiones españolas ayudar a Europa a cumplir su objetivo de lograr una economía con bajas emisiones de carbono mediante un mayor uso de energía procedente de fuentes renovables, junto con un mayor rendimiento energético y una mayor eficiencia energética en los edificios públicos. Algunos programas incluirán también disposiciones especiales para prevenir las inundaciones y los incendios.
Contexto
Se han adoptado los programas operativos que figuran a continuación y se enumeran algunos de los efectos que se espera que tengan:

Castilla-La Mancha (669,5 millones de euros, de los cuales 535,6 millones proceden de la UE): gracias a la ayuda de la UE, se harán inversiones en más diez mil pymes existentes; se instalará internet de banda ancha y alta velocidad en toda la región y se reciclará el 25% de los residuos urbanos.